En contrapartida al contexto que tocó vivir como la primera generación que sufre los efectos del cambio climático y en favor del equilibrio ecológico de la nación, el Municipio de Colón, ubicado en la subregión del semidesierto queretano ha adoptado una serie de acciones públicas que enmarcadas sobre la moción “Acciones locales, impactos globales” prolifera la cultura del cuidado al medio ambiente en una demarcación que resalta por su constitución en un 80 por ciento verde.



 



Si bien, el Municipio de Colón ha acogido voluntades internacionales para la constitución de un corredor logístico industrial con referencia de calidad internacional y un desarrollo guiado por los parámetros de metropolización de cinco municipios en el estado, no baja la guardia de una firme protección a zonas naturales que exigen su existencia en la plenitud de su flora y fauna.



Resultado de la sinergia de un voluntariado compuesto de servidores públicos y ciudadanos de las 53 comunidades en las que se traza la división política municipal, la puesta en marcha de la campaña #CreceVerdeColón ha encontrado vasta aceptación entre la población infantil, juvenil y adulta preocupada por pasar de la intención a la acción cuando se trata del cuidado del territorio que compartimos.



Como principios de acción se implementan los formulados por la política pública “Cuido Colón” que se adhiere a diversas líneas de acción de la estrategia “Cambio Climático” adscrita al eje tres del Plan Municipal 2018-2021 y en cuyo diseño se exige la mediación de ciudadanos y servidores públicos para la ejecución de acciones convergentes como el desalojo de residuos sólidos de vialidades transcurridas y en contraste,  la plantación de vegetales con capacidad de adaptación al entorno natural del que se trate.



 



Además de inspirar a las personas a prescindir de los plásticos de un solo uso con la difusión de datos y ejemplos que reflejan su costo-beneficio y de manera  paralela vislumbrando alternativas con la misma utilidad.



A mitad de año el Municipio de Colón, a través de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología ha informado con orgullo que producto de estas promotorías dirigidas a dar impulso a la forestación, reforestación y creación de cinturones verdes se han plantado más de 7  mil árboles entre frutales y maderables en todas las comunidades del municipio, sin embargo, se fijó la ambiciosa meta de plantar un árbol por habitante, es decir, 62 mil 667 vegetales si se toma como referencia los datos demográficos del INEGI.



En tal sentido, se ha visto involucrado el personal de todas las áreas administrativas en una estrategia intersecretarial que reúne voluntades una vez por semana en espacios públicos donde participan vecinos, estudiantes, jóvenes, ambientalistas y autoridades.



Es un hecho que las plantas y árboles son las principales armas de defensa en contra de los gases de efecto  invernadero y en el Municipio de Colón, humanos y especies en peligro, encontrarán un aliado que anhela aportar, más que sustraer los recursos naturales necesarios para subsistir en armonía.